Gabrielle-Suzanne Barbot de Villeneuve

Poco se sabe de Gabrielle de Villeneuve, a pesar de haber sido una de las escritoras pioneras de la literatura de fantasía y haber reivindicado, ya en su tiempo, a mediados del siglo XVIII, la posición de la mujer en la sociedad, retratando a las mujeres de clase baja como heroínas dignas de toda admiración.

Nacida en 1685 en París, Gabrielle-Suzanne Barbot de Villeneuve perteneció a una rica familia protestante y, en 1706, se casó con Jean-Baptiste Gaalon de Villeneuve, de familia aristocrática. Poco después de su matrimonio, solicitó la separación de bienes de su esposo, quien ya había despilfarrado gran parte de su importante herencia familiar conjunta.

Madame de Villeneuve publicó tanto novelas como cuentos de hadas. La Bella y la Bestia (La Belle et la Bête) fue incluida en su libro de 1740 La jeune américaine, et les contes marins. Este título es una colección de cuentos de hadas de larga extensión con muchas tramas secundarias interconectadas.

Madame de Villeneuve fue autora de muchas novelas y colecciones de cuentos. Su obra está influenciada por varios autores de su tiempo como Charles Perrault, el autor de La Cenicienta, y la Baronesa d’Aulnoy, que fue la primera en acuñar el término «cuentos de hadas». Su novela La Jardinière de Vincennes (El jardinero de Vincennes) se publicó en 1753 y tuvo un gran éxito comercial.

La Jardinière de Vincennes (edición de 1753)

A pesar de su éxito, la versión de La Bella y la Bestia de Madame de Villeneuve no es la versión comúnmente conocida en la actualidad. En 1756, un año después de su muerte, Jeanne-Marie Leprince de Beaumont publicó una versión del cuento de La Bella y la Bestia en su Magasin des enfants (ou dialogs entre une sage gouvernante et plusieure de ses élèves). Esta versión de La Bella y la Bestia era más corta y menos compleja que la de Madame de Villeneuve. Además, la versión de Beaumont no menciona la original de Madame de Villeneuve. La escritura de Jeanne-Marie Leprince de Beaumont tenía la intención ser moralizante junto a otros trabajos suyos que con frecuencia concluían con mensajes abiertamente religiosos.

En conclusión, aunque la versión original de Gabrielle-Suzanne de Villeneuve es menos conocida por el gran público, es sin duda mucho más interesante y compleja que todas las versiones posteriores. Una autora aún por descubrir en nuestro idioma.

Gabrielle-Suzanne de Villeneuve retratada por Louis Carrogis Carmontelle (1759)

0
    0
    Tu carrito
    tu carrito esta vacíoVolver a la tienda